Un salto al futuro en las áreas rurales de la Región Brunca

Escuela Fernando Valverde Vega, de General Viejo.

Carlos Monge
prensa@perezzeledon.net

Q
ue un total de 556 centros educativos de la zona sur del país vayan a contar con servicios de Internet de banda ancha quizás no sea noticioso, de no ser porque se entienda que hay comunidades que han estado aisladas –en el campo de las telecomunicaciones- por los tiempos de los tiempos.

En centros educativos de la Región Brunca hay estudiantes que ni siquiera imaginan lo que es Internet. La imagen corresponde al centro de informática de la Escuela Fernando Valverde Vega, en General Viejo.

En centros educativos de la Región Brunca hay estudiantes que ni siquiera imaginan lo que es Internet. La imagen corresponde al centro de informática de la Escuela Fernando Valverde Vega, en General Viejo.

El servicio telefónico administrado, ubicado en una casa o la pulpería de un mini centro de población, donde la escuela y los habitantes están ubicados a veces a kilómetros de distancia, ha sido la única alternativa para los habitantes de estas alejadas regiones del país, cuando han necesitado ayuda de emergencia o, simplemente, para desenvolverse en una era de la alta velocidad y la disponibilidad virtual de todos los bienes y servicios imaginables.

“Viera, don Carlos, que esos telefonillos “Dos Ge” no entran, aquí. Hay que salir a la carretera o ir hasta Puerto Jiménez (a 45 kilómetros de distancia una o el otro)”. “¿Y los de primera generación sí entran?”. “No, tampoco; ninguno, ninguno”, conversaban dos vecinos de El Campo/Agua Buena de Osa, hace apenas unos pocos años.

Los carteles de licitación pública correspondientes a dichos proyectos están disponibles en la siguiente dirección electrónica: http://www.sutel.go.cr/Ver/Contenido/proyectos-en-tramite/178

Pues claro, sin antenas, los celulares no funcionaban; y las posibilidades de comunicación vía Internet estaban limitadas a un único teléfono administrado, en la medida que no hubiera fila.

Es, de alguna manera, el aislamiento que se sigue viviendo en los sectores remotos y aislados de las cantones de Osa, Golfito, Corredores, Coto Brus e inclusive Pérez Zeledón. Una marginación de la que esperan salir a finales de 2016, cuando la Superintendencia de Telecomunicaciones (Sutel) ponga en funcionamiento un gran proyecto de servicios de Internet de banda ancha, con cargo al Fondo Nacional de Telecomunicaciones (Fonatel).

Hay comunidades a donde no llegó, siquiera, el servicio de teléfono público.

Hay comunidades a donde no llegó, siquiera, el servicio de teléfono público.

Se trata de seis proyectos, para brindar el servicio a 556 centros educativos y 250 mil personas, de los 34 distritos más vulnerables de la zona sur. También servirán para dar cobertura a once centros comunitarios inteligentes y 39 centros de salud, según lo han comunicado representantes de la Sutel a líderes de las fuerzas vivas de la Región Brunca.

Conforme la propuesta de la Sutel, los residentes de los distritos elegidos tendrán acceso a un servicio de banda ancha de 2 MB y los centros educativos de 6 MB como mínimo, a un costo de casi 28 millones de dólares. Los centros de prestación públicos beneficiados contarán con Internet a través de redes WIFI.

“Los seis proyectos son un paso importante en la ejecución destinada al servicio universal en Costa Rica, precisamente en las regiones con mayores brechas, donde la infraestructura de telecomunicaciones no existe o es insuficiente para prestar los servicios con la calidad requerida. Las metodologías desarrolladas nos permiten focalizar las inversiones en las zonas rurales, costeras y fronterizas del sur del país”, aseveró Humberto Pineda, Director de Fonatel, a través de un comunicado de prensa de la Sutel.


11 octubre, 2014

Anúnciate Gratis