Pérez Zeledón y As Puma aceptaron compartir el estadio

Estadio Municipal de Pérez Zeledón.

Carlos Monge
prensa@perezzeledon.net

R
epresentantes de los dos equipos de futbol generaleños, de la primera división, llegaron a un acuerdo que les permitirá utilizar el Estadio Municipal de Pérez Zeledón a lo largo del próximo torneo de invierno, durante la reunión que sostuvieron en la noche de ayer, siete de agosto de 2014.

La pregunta es si la cancha permitirá que jueguen dos equipos sin dañarse.

La pregunta es si la cancha permitirá que jueguen dos equipos sin dañarse.

La Asociación Municipal Pérez Zeledón dispuso ceder el uso del estadio al As Puma Generaleña en condiciones de préstamo, con la única lógica condición de que se ocupe de chapear el zacate, pintar las líneas de la cancha, dejarlo limpio después de cada evento y que pague la corriente eléctrica cada vez que juegue un partido nocturno.

Es, en otros términos, un préstamo a título gratuito y de buena fe, concedido por el Pérez al As Puma, al cabo de un largo período en que se ha debatido sobre la aparente ilegitimidad de un contrato suscrito en 2008, en que la Municipalidad cede la administración del estadio a la Asociación Municipal Pérez Zeledón.

El acuerdo, en esos o en otros términos, era obligado para ambos equipos, si no querían quedarse sin el reducto local como estadio sede. De no haber llegado a un acuerdo, anoche, el Concejo estaba dispuesto a adoptar disposiciones para que se rescindiera el contrato, con todas las consecuencias que ello hubiera traído.

El estadio servirá de sede a los dos equipos de la primera división.

El estadio servirá de sede a los dos equipos de la primera división.

La Asociación Municipal de Pérez Zeledón, en principio, podría haber recurrido a los tribunales de justicia a demandar una indemnización por las labores y las inversiones que pueda haber hecho durante estos últimos seis años. Y la Municipalidad, por añadidura, se habría quedado con la administración del estadio, con el inconveniente de que no tiene dispuesto personal preparado ni una línea presupuestaria para explicar las labores que hubiera tenido que emprender.

El estadio de Pérez Zeledón, que llegó a ser considerado como uno de los mejores del país por el estado de su gramilla, alcanzó un punto de saturación causado por las aguas llovidas, que demandó inversiones en la limpieza de sus drenajes. Y se afirma en medos informativos locales que tiene limitaciones de uso porque su sistema de alumbrado no está cumpliendo con el mínimo de luminosidad que se requiere para jugar partidos nocturnos.

Ahora, ambos equipos lo compartirán, en la medida que las condiciones meteorológicas lo permitan, bajo la administración de la Asociación Deportiva Municipal Pérez Zeledón, mientras la Municipalidad toma una decisión acerca de un nuevo modelo de administración. Se prevé que el contrato con el Pérez haya sido rescindido en el término de tres meses.

El estadio servirá de sede a los dos equipos de la primera división.

El estadio servirá de sede a los dos equipos de la primera división.

El regidor David Araya se inclina por que el estadio sea administrado por una comisión tripartita en que participen los dos equipos de la primera división más un administrador aportado por la Municipalidad. Esta fórmula está concebida como una figura jurídica válida, según expone Araya.

Otras soluciones propuestas, también legítimas, se inclinan por que el estadio sea administrado por el Comité Cantonal de Deportes o por la propia Administración Municipal.

Pérez Zeledón solamente cuenta con un estadio en condiciones aceptables para jugar partidos de la primera división del futbol nacional. El estadio de Pérez Zeledón se comenzó a utilizar, en campeonatos locales, en los años 60, cuando la población, eminentemente rural, rondaba los 65 mil habitantes (menos de la mitad de hoy) y los transportes eran rústicos y escasos.

CRÉDITOS: Las fotografías en que apararecen equipos infantiles fueron tomadas de la página en Facebook del Municipal Pérez Zeledón.

7 agosto, 2014

Anúnciate Gratis