Pérez Zeledón alerta contra oleada de delincuencia

Fuerza Pública, Pérez Zeledón.

Carlos Monge
prensa@perezzeledon.net

Y
a las autoridades preventivas y represivas de Pérez Zeledón tienen las luces de alerta encendidas, para contrarrestar la oleada delictiva que –indefectiblemente- se va a presentar durante el mes de diciembre de 2014 y los primeros días del año próximo.

El título del artículo no es noticia, ni debe ser causa de histeria; es solamente un recordatorio para que nadie olvide que durante el mes de diciembre, toda laya de timadores, estafadores, tachadores de carros y de casas y demás mal vivientes van a intentarlo todo, para despojar a los ciudadanos de su dinero y otros bienes.

Altos representantes de los cuerpos de policía y de la Municipalidad, durante el foro.

Altos representantes de los cuerpos de policía y de la Municipalidad, durante el foro.

Frente a esta situación reiterativa, en que Pérez Zeledón se ve afectado ya no solo por la delincuencia doméstica, sino también por una invasión de individuos procedentes de las barriadas marginales del Valle Central, altos funcionarios de la Fuerza Pública, el Ministerio Público y el Organismo de Investigación Judicial piden a los ciudadanos que tomen las medidas de precaución necesarias.

Que no dejen las casas solas o sin vigilancia; que las personas de la tercera edad no vayan a retirar los dineros de la pensión, los aguinaldos o los ahorros sin alguien que los acompañe; que no se dejen embaucar por los “pobrecitos” que les piden ayuda para cambiar un cheque…

… que estén muy atentos si, después de haber salido del banco, una llanta del carro se les desinfla y alguien muy atento les llega a ayudar; que no se dejen impresionar por individuos que se hacen pasar por policías para ganar su confianza y arrebatarles los bolsos y las billeteras.

La policía no podrá vigilar cada casa; los ciudadanos deben tomar medidas de precaución.

La policía no podrá vigilar cada casa; los ciudadanos deben tomar medidas de precaución.

Estos “pobrecitos” que están entrenados para infundir lástima no son más que malandrines que recurren al viejo timo de pedir que les cambien un cheque (robado) y que, para no sentir miedo, les dejen alguna cosa de valor; el que llega a ayudar a cambiar una llanta entretiene al chofer, mientras un cómplice está sacando cosas del carro; y los ancianos se convierten en víctimas, en el entendido de que no se pueden defender.

En respuesta a la acción delictiva tradicional, las autoridades de Pérez Zeledón tejen todo un entramado de Navidad, para tratar de evitar los timos, los hurtos y los robos y para sacar a los delincuentes de circulación, según quedó expuesto ayer –viernes 22 de noviembre de 2014- durante un foro denominado “”Forma correcta de abordar la seguridad cantonal”.

El foro fue organizado por el Concejo de Pérez Zeledón, con el fin de que participaran representantes de todas personas particulares y representantes de las organizaciones locales, relacionadas o no con el tema de seguridad.

Edgar Ramírez, del Ministerio Público, y Gilberth Valverde, de la Fuerza Pública.

Edgar Ramírez, del Ministerio Público, y Gilberth Valverde, de la Fuerza Pública.

Cada cuerpo de policía tiene una estrategia y todos están en la mejor disposición de actuar en conjunto, para tratar de que Pérez Zeledón siga siendo uno de los cantones más seguros y apacibles del país, según lo expusieron los jerarcas de cada organismo, durante el foro de ayer.

La Fuerza Pública, por ejemplo, tiene estructurado un esquema de sectorización del casco central de San Isidro de El General, con el fin de actuar de forma preventiva y dar una respuesta inmediata en los sectores más críticos, como las cercanías de los bancos y los lugares de mayor conglomeración de personas.

Pero el éxito del combate contra los delincuentes dependerá en gran medida, recalcan los jefes policiales, de la actitud que adopten las personas y de la rapidez y asertividad con que se comuniquen con los agentes de la seguridad y el orden.


22 noviembre, 2014

Anúnciate Gratis