Nuevo puente peatonal en el barrio Santa Cecilia

Puente de hamaca Santa Cecilia.

Carlos Monge
prensa@perezzeledon.net

L
a suerte de los habitantes de los sectores “del otro lado” del río San Isidro, detrás de la catedral de San Isidro de El General, va a cambiar, si se llega a cumplir una disposición de la Junta Vial Cantonal para que se construya un nuevo puente peatonal en el barrio Santa Cecilia.

Claudio Mata trabajando en la reparación del puente de hamaca.

Claudio Mata trabajando en la reparación del puente de hamaca.

La nueva obra vendría a sustituir un viejo puente de hamaca ubicado en la ruta que utilizaron los pioneros del Valle de El General para trasladarse entre las comunidades orientales de Rivas, General Viejo y Palmares con las occidentales de Pedregoso, San Ramón, Santa Rosa y La Palma, justamente donde los historiadores ubican el primer rancho que existió en lo que hoy es la ciudad de San Isidro de El General.

Este es un puente de hamaca utilizado diariamente por centenares de peatones que se desplazan hasta el casco central de San Isidro, desde los barrios Santa Cecilia, Hospital Viejo, El Pocito, España y los sectores bajos de San Andrés.

Hoy, esos barrios del este de la ciudad cuentan con toda una serie de puentes vehiculares (los tribunales, la Fuerza Pública, la Cadena de Detallistas y el barrio Divino Niño), pero el puentecillo de hamaca sigue teniendo una importancia especial porque permite hacer el recorrido más corto y más seguro. El puente principal, de la carretera interamericana, obliga a los de a pie a subir y bajar gradas y a atravesar cuatro vías de tráfico intenso.

Puente de hamaca Santa Cecilia.

Puente de hamaca Santa Cecilia.

La disposición de la Junta Vial muda la suerte de estos usuarios, porque el puentecillo de hamaca ha sido el blanco de una larga lista de enemigos: el deterioro que han sufrido los materiales metálicos de que está construido a lo largo de los años, un poste que le cayó encima y reventó uno de los cables; otro colapso debido al sobrepeso, durante un bloqueo de carretera en el puente del río Jilguero y una regidora que le declaró la guerra, por considerarlo feo e innecesario.

El puente sobrevive gracias a los esfuerzos del empresario hotelero Claudio Mata, quien –debidamente autorizado por la Municipalidad- sustituyó cables y enderezó el puente, por sus propios medios y con sus propios recursos.

Pero, observando que el puente está muy deteriorado y se convierte en un inminente peligro para los viandantes, Mata recogió trescientas firmas de vecinos que destacan la importancia del paso y solicitan uno nuevo y comunican que están dispuestos, inclusive, a aportar recursos económicos y mano de obra para el nuevo puente.

Los vecinos están dispuestos a hacer aportes para un nuevo puente.

Los vecinos están dispuestos a hacer aportes para un nuevo puente.

Una resolución de la Junta Vial Cantonal fue favorable a la solicitud de los vecinos y en un oficio dirigido al licenciado Roy Chacón Monge, del programa de Conservación Técnica Vial de la Municipalidad, suscrito por la secretaria, Cira Obando Granados, autoriza el inicio de trámites para la construcción del nuevo puente.

“… se conoció nota suscrita por vecinos y usuarios del puente peatonal sobre el río San Isidro, en la cual solicitan la reparación o reemplazo del puente existente, y si es posible hacerlo el doble de ancho y con acceso para personas con discapacidad”, dice el comunicado del acuerdo, que quedó en firme.

También dice: “SE ACUERDA: Autorizar el inicio de gestiones ante el MOPT y otras instituciones que competen, así como la inversión de recursos de la Ley N° 8114 e inclusión en una futura programación, para la reparación del puente de hamaca sobre el río San Isidro, previa valoración de los ingenieros correspondientes. Se aprueba con cuatro votos positivos”.


6 junio, 2014

Anúnciate Gratis