Domingo para donar sangre en el Complejo Cultural

A donar sangre el próximo domingo en el Complejo Cultural

Carlos Monge

El próximo domingo 16 de diciembre de 2012 será la segunda jornada de donación de sangre del presente año, una actividad con que la comunidad de Pérez Zeledón brindará un aporte a la lucha diaria que se libra en los hospitales.

La cruzada, una iniciativa de la Vice alcaldía de Pérez Zeledón, el Grupo Pérez Zeledón en Acción y el Banco Nacional de Sangre, se celebrará entre las ocho de la mañana y las tres de la tarde, el domingo en el Complejo Cultural.

Todas las personas pueden donar, en la medida en que tengan más de 18 y menos de 60 años edad, pesen un mínimo de 50 kilos, se encuentren en buen estado de salud y porten su respectivo documento de identidad. Se puede donar sangre cada tres meses, sin ningún perjuicio para la salud.

La donación de sangre es causa de enorme satisfacción, si se considera que se está ayudando a salvar vidas o a mejorar las condiciones de salud de alguna persona.  La sangre se necesita para atender a las mujeres que presentan complicaciones obstétricas, como embarazos ectópicos o  hemorragias antes, durante o después del parto.

También se necesita para ayudar a los niños que padecen anemia grave, a menudo causada por el paludismo o la malnutrición y a las personas que sufren traumatismos graves provocados por accidentes.

Además, hay necesidad de sangre para atender a los pacientes sometidos a intervenciones quirúrgicas y a los enfermos de cáncer y para realizar transfusiones periódicas en personas afectadas por enfermedades como la talasemia (un tipo de anemia hereditaria) o la depronocitosis (anemia de células falciforems).

La sangre es utilizada también para la elaboración de productos, como factores de coagulación para los hemofílicos.

“La sangre es el regalo más valioso que podemos ofrecer a otra persona vida”, dicen los organizadores de la cruzada, quienes también recuerdan que existe una necesidad constante de donaciones regulares, porque la sangre sólo se puede conservar durante un tiempo limitado.

Para donar sangre no hace falta llegar en ayunas. Al donante se le recomienda que tome bastante agua antes a la donación y que consuma un desayuno liviano como, por ejemplo, café o té negro, jugos, pan o galletas sin mantequilla. Lo que sí es inconveniente, y no se debe hacer, es ingerir alimentos grasos como leche, quesos, natilla o huevos.

Donar sangre trae beneficios: Se le otorga un carné de donante voluntario, con su tipo de sangre, con validez por un año; se les brinda protección al donante y a sus familiares directos durante la vigencia del carné y tiene acceso a chequeo médico para presión arterial, examen de anemia y grupo sanguíneo.

Por lo demás, no es cierto que los donantes suben de peso, sino que lo controla, ni que la donación de sangre puede producir anemia o desnutrición. “Donar sangre está muy lejos de ser malo, no sólo porque se pueden salvar vidas sino porque abre la posibilidad de mantener una salud óptima y detectar tempranamente alguna enfermedad grave”, indica la comisión organizadora.

Cuando una persona dona sangre –agrega- tiene la oportunidad de reponer  la que ha perdido; por tanto, en pocas horas volverá a tener un montón de cédulas sanguíneas nuevas y saludables.


13 diciembre, 2012

Anúnciate Gratis