De paso por San Isidro el bus que funciona con biodiesel

Biodiesel, Proyecto SoulFire.

Carlos L Monge B
prensa@perezzeledon.net

A
 principios de la presente semana –la última de marzo de 2015- estuvo de paso por San Isidro de El General el bus del Proyecto SoulFire, que funciona con el aceite vegetal  usado en los restoranes.

Viaja de comunidad en comunidad, recordando que todavía faltan hechos e intenciones para el uso adecuado de las energías alternativas amigables con el medio ambiente.

Seguramente, uno de los buses más fotografiados de las Américas.

Seguramente, uno de los buses más fotografiados de las Américas.

Es, seguramente, el bus más fotografiado y publicitado por los tantos pueblos que ha ido recorriendo, desde 2008, desde los Estados Unidos hasta Panamá. Imposible que pase inadvertido, dadas las características de las pinturas que lo cubren, un poco sicodélicas, un poco abstractas, un poco naturalistas… asociadas, todas, al medio ambiente.

Por su apariencia, estacionado frente a la Casa de la Juventud, el instinto hace pensar en llamar de urgencia al Ministerio de Salud; pero observado con mayor detenimiento y analizados mejor su causa y contenido, es, seguramente, el bus más amigable con el ambiente que jamás alguien haya imaginado. Si se ha de llamar a algún ministerio, es para que “agarre volados”.

Su motor funciona, en efecto, con el aceite vegetal que los miembros del proyecto van recogiendo y adecuando para que sirva como combustible, con lo cual evitan o por lo menos reducen la grasa contaminante que, de otra manera, iría a algún lugar de la biosfera.

Cantan y enseñan a la gente a usar tecnologías amigables con el medio ambiente. (del muro de SoulFire en Facebook).

Cantan y enseñan a la gente a usar tecnologías amigables con el medio ambiente. (del muro de SoulFire en Facebook).

Este sistema de utilización de aceite vegetal como combustible es viejísimo, más antiguo que el uso del propio petróleo. Pero a diferencia del petróleo, que está ahí, nada más para que los petroleros lo cojan, el aceite lleva un alto costo de producción.

En Costa Rica se ha hablado sobre la posibilidad de producir aceite vegetal para combustible a partir de la palma africana o, todavía mejor, de la higuerilla. Pero son proyectos que por una u otr razón, se han extinguido.

Pero, además, el de SoulFire Project es un bus en que sus pasajeros se valen del agua de la lluvia, en el invierno, para hacer el aseo y cocinar los alimentos; de una bici-lavadora de ropa que funciona mediante engranaje de una bicicleta; de un sistema de paneles solares, para abastecerse de electricidad…

Cuentan con técnicas para para convertir los excrementos en “súper abonos orgánicos”, en lugar de ir dejándolos por ahí (algo que tanto preocupa al Gobierno de Nepal, por la contaminación que está sufriendo el cerro Everest) y, para los que aún admiran a esos increíbles japoneses, que siembran huertas en las azoteas y los sótanos, cultivan su propia huerta de especias dentro del autobús.

Paneles solares en el techo, para abastecerse de electricidad. (Foto del muro de SoulFire).

Paneles solares en el techo, para abastecerse de electricidad. (Foto del muro de SoulFire).

En este largo viaje de ida y retorno por el istmo centroamericano y parte de Norteamérica, viaja toda una familia (un grupo de personas de diversas nacionalidades y diversas profesiones) que ha ido desarrollando proyectos de arte y enseñando técnicas de auto sostenibilidad, por la infinidad de comunidades que van visitando.

Gastan poco; si no fuera por los repuestos del bus, serían casi casi autosostenibles; El poco dinero que necesitan lo van ganando en las comunidades donde hacen presentaciones musicales o con la venta de sus álbumes.

En Costa Rica, como parte de su obra, han estado enseñando a grupos indígenas a elaborar estufas que utilizan un mínimo de leña; mostrando la forma de evitar el gasto en agua de tubo usualmente contaminada con cloros o flúores o gasto de agua “muerta” de botella, por carecer o tener bajos compuestos orgánicos, minerales y oxígeno.

De manera que cuando vuelva a pasar el bus, por San Isidro, nadie se sorprenda. Es amigable… con usted y con el medio ambiente.


26 marzo, 2015

Anúnciate Gratis