Severas acusaciones envuelven a Presidente de CoopeAgri

Imagen: Severas acusaciones envuelven a Presidente de CoopeAgri

Exdirectivos arremeten contra Amado Castro por supuestas irregularidades y denuncias de acoso sexual a lo interno de la cooperativa

Juan Diego Jara A.
prensa@perezzeledon.net

Consejo de Administración de CoopeAgri en el 2008.

Exdirectivos de CoopeAgri R.L. denuncian irregularidades cometidas por el presidente del Consejo de Administración Amado Castro en perjuicio de la cooperativa.

Además, dicen que hay una denuncia de acoso sexual en su contra interpuesta por una joven de apellido Salazar, quien antes laboraba para esta empresa de economía social.Consideran que Castro ejerce una mala gestión en la cooperativa y que debe renunciar. Sobre todas estas acusaciones PerezZeledon.net tiene copia.

Ellos formaron parte del Consejo de Administración en los últimos tres años, pero afirman que Castro los echó uno por uno por cuenta propia. Entre ellos figuran: Marvin Marín, Helberth Gamboa, José Ramón Chacón, Marvin Arias y Henry Acuña.

Le achacan al Presidente lo siguiente: un viaje que hizo en abril del 2010 a la Feria Internacional del Café en los Estados Unidos sin que el Consejo de Administración lo aprobara, ya que los designados eran Herberth Gamboa y Gilberth Ramírez.

Al parecer, las condiciones para que Castro viajara eran aceptadas si la empresa Javataza financiaba los gastos, cosa que al final no hizo, pues los terminó cubriendo la cooperativa.

A exdirectivos como José Ramón Chacón Sánchez, les molesta sobremanera que el Comité de Vigilancia no se manifestara al respecto. Él comentó que el asunto del viaje no es todo.

José Ramón Chacón, exdirectivo.

“Antes fue en dos ocasiones a Migración, y en una, utilizó el carro de la empresa asignado por el Consejo de Administración, pero en otra, fue en vehículo propio y cobró una factura por kilometraje siendo la tramitación del pasaporte una gestión personal”, acotó.

Chacón añadió que el Comité de Vigilancia no está haciendo nada; le cubre las espaldas a Castro. Prueba de ello, argumenta, se dio con la devolución de capital social al asociado fundador Arnulfo Barboza sin haber renunciado a la cooperativa, lo cual implica un desacato a los estatutos y a la Ley de Asociaciones Cooperativas.

“A partir de ese hecho, qué justificación se le podría dar a otro asociado que solicite los mismos derechos. Don Amado Castro está actuando de forma arbitraria y el Comité de Vigilancia de forma parcial a favor de este”, indicó el exdirectivo.

Pero Chacón fue más allá, y señaló que Castro tiene una denuncia en la Fiscalía por acoso sexual en su contra interpuesta por una joven de apellido Salazar, quien era menor de edad cuando se dieron los hechos.

Esa denuncia es grave,  y hay dos más que se presentaron ante Comité de Vigilancia y no hicieron nada. También me consta que Amado y otros directivos han hecho reuniones secretas dejando por fuera a seis miembros suplentes del Consejo, aunado al hecho que trasladara sus cuentas personales de CoopeAgri al Banco Nacional deja mucho que dudar”, dijo.

Otro exdirectivo que está disconforme con el accionar del presidente Amado Castro es Marvin Marín, quien asevera que las diferencias con Castro comenzaron por un patrocinio que el jerarca ofreció al Municipal Pérez Zeledón sin acuerdo del Consejo.

Marvin Marín, exdirectivo.

“Nos opusimos y le dijimos que cómo era posible que hiciera eso sin consultarlo primero. A partir de ese momento se perdió la confianza. Él quería que a todo le dijéramos que sí. Incluso, él despidió a la secretaria del Consejo sin justificación alguna”, dijo Marín.

Para este exdirectivo, CoopeAgri es una empresa a la cual quiere mucho y que a lo largo de 48 años le ha costado mucho a los asociados, por lo que le preocupa el mal manejo que le está dando el actual Presidente.

“Amado es muy autoritario y poco visionario. Él dice que aporta mucho. El gerente Víctor Hugo Carranza sí es muy bueno pero junto con el Comité de Vigilancia y otros miembros del Consejo le tapan los errores que hace. Pedimos una revisión. Creo que don Amado no debe seguir al frente de la Cooperativa.”, arguyó.

Castro se defiende. El jerarca de CoopeAgri R.L habló con PerezZeledon.net y fue enfático al referirse que todo se trata de un complot en su contra por parte de resentidos de la cooperativa.

“Yo no he hecho nada malo. ¿Cuál abuso de poder? Yo no utilizo el carro de la cooperativa  para fiestas ni para nada. A la Feria del Café, en los Estados Unidos, sí fui con plata de la cooperativa, y el Consejo de Administración lo aprobó y consta en actas con testigos y todo. Esto lo están confundiendo para enredar y el Comité de Vigilancia lo sabe”, acotó.

Amado Castro, presidente del Consejo de Administración de CoopeAgri R.L.

Castro dice que es mentira que el Comité de Vigilancia le cubre las espaldas. Resaltó que la cabeza del asunto es Henry Acuña, exdirectivo con quien nunca ha compaginado.

“Me quieren quitar, pero la asamblea me ratificó por dos años. Esto es una sacada de clavo, ya que yo trabajo cien por ciento en la cooperativa. En cuanto al viaje a Migración para sacar el pasaporte todo está en actas y no era un trámite personal, yo andaba en reunión y cobré kilometraje de Curridabat a las oficinas de Cafecoop, y fui a Migración a sacar el pasaporte. Tengo los recibos, pruebas y el acta de la reunión de Cafecoop  de ese día”, señaló.

Con respecto a la devolución del capital social al asociado Barboza sin haber este renunciado a la cooperativa, el Presidente de CoopeAgri manifestó que el único órgano que lo puede castigar por eso es la Asamblea.

“Somos conscientes de que violamos los estatutos, pero, entonces, ¿para que somos una cooperativa de economía social? Fue una excepción, para eso tenemos cien millones de colones con el fin de ayudar a esas personas. Además, era un fundador que necesitaba”, explicó.

Castro detalló que hay una moción aprobada por la Asamblea en la que se acuerda que mientras no se ponga en peligro la parte económica, no hay problema en hacerlo.

En cuanto a la denuncia por acoso sexual, Castro dijo: “No me voy a referir al respecto y el asunto lo trata mi abogado”.

Agregó: “Lo que han hecho es querer dañar mi imagen, ver de qué manera yo renuncio y no lo han logrado. Yo me iría, pero tengo una gran responsabilidad con la Asamblea y por un grupo de resentidos no pienso hacerlo. Hay una persecución hacia mí porque estoy haciendo las cosas en beneficio de la empresa”.

“Me tocó las piernas”. La joven de Apellido Salazar, de 20 años de edad, quien en su momento laboró para CoopeAgri, declaró a PerezZeledon.net que los hechos sucedieron en el 2007 siendo ella menor de edad.

“Él señor me fue a dejar a mi casa en Santa Marta de Río Nuevo, yo no trabajaba directamente para la cooperativa cuando eso, pero estaba participando en el concurso Señorita CoopeAgri, y en el camino me tocó las piernas, me hostigó y no me acuerdo más”, dijo la ofendida.

La joven manifestó que la denuncia por acoso sexual contra Castro la interpuso este año ante la Fiscalía porque cuando presentó el caso ante el Comité de Vigilancia en mayo del 2010, este órgano no se pronunció al respecto.

“Lo estoy haciendo porque sé que hay otras muchachas en la cooperativa que han pasado por lo mismo a causa de este señor. Lo que pasa es que ellas no quieren hablar. Siento que el Comité no hace nada. Elevé el caso y me dijeron que no iban a hacer nada por falta de pruebas”, expresó.

Por su parte Bernardo Fallas,  del Comité Vigilancia, se defiende de las críticas del grupo de exdirectivos. Alegó que todas las denuncias son puras pequeñeces.

“Al menos el viaje a Estados Unidos consta en actas. Fue una cuestión administrativa. Esto es hilar muy delgado. No veo que se está despilfarrando”, comentó.

En relación con la denuncia por acoso sexual, Fallas recalcó que la muchacha la presentó en el 2010 y, al parecer, los hechos ocurrieron en el 2007. “No entiendo ¿por qué hasta ahora?”

Además, la verdad es que no hay pruebas contundentes. No hemos dejado pasar estas cosas. La denuncia la investigamos. Las cosas que se plantean vienen por parte de gente irresponsable”, afirmó.

En cuanto a la devolución de capital social al asociado fundador, Fallas argumentó: “Hay excepciones a la regla. Lo de la devolución no está bien, pero se hizo. Nadie se está robando nada. Ante esta situación se planteó una moción en la Asamblea para que no se vuelva dar. Cerramos el portillo y no volveremos a tomar decisiones de entregar capital”.

Fallas aseveró que no protegen a Castro y que no se va a referir a otras denuncias de acoso porque carecen de pruebas, “son puras especulaciones,  rencillas personales que atentan contra la buena marcha de la cooperativa”, concluyó.


4 julio, 2011

Anúnciate Gratis