¿Responderá Pérez Zeledón a la Hora del Planeta?

La Hora del Planeta.

Carlos L Monge B
prensa@perezzeledon.net

Desde que comenzó a correr la noche de hoy -19 de marzo de 2016- en los confines del Pacífico Sur, en todos los edificios más icónicos del mundo se han venido apagando las luces, en respuesta al llamado de la Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF por sus siglas en inglés).

Desde la Ópera de Sidney, en Australia, hasta el Kremlin, en Rusia; desde la Torre de Tokio, en Japón, y el Estadio Nacional de Beijing, en China, hasta la Basílica de San Pedro, en El Vaticano y la Puerta de Brandemburgo, en Alemania; desde la Puerta de la India, hasta la Torre Eiffel y la catedral de San Marcos, en Italia…

Millones y millones de personas se vienen sumando al movimiento.

Millones y millones de personas se vienen sumando al movimiento.

Para la noche de hoy, en América, cientos de millones de personas se habrán sumado al movimiento. Y después vendrán muchos días y muchas noches; pero ¿hasta cuándo las seguirá viviendo la humanidad? ¿Podría usted, en Pérez Zeledón, prescindir de la corriente eléctrica durante una hora, como un pequeño aporte para que usted, en Pérez Zeledón, y la humanidad entera, puedan seguir viviendo?

En Costa Rica son cada vez más las empresas que se suman al llamado de la WWF. Y Pérez Zeledón y todo el sureste del país, donde existe una emotiva cantidad de organizaciones e instituciones que promueven e impulsan programas orientados la conservación de la naturaleza, tienen la oportunidad de lucirse.

La Hora del Planeta es un movimiento que se inició en Sidney en 2007 y consiste en apagar las luces, entre las 8:30 y las 9:30 de la noche. Es una manifestación simbólica que, por sí misma, repercute poco en los esfuerzos por evitar el calentamiento de la Tierra.

Los edificios más icónicos de la Tierra han venido apagando las luces, durante sesenta minutos.

Los edificios más icónicos de la Tierra han venido apagando las luces, durante sesenta minutos.

Pero trae una serie de consecuencias germinadoras de un movimiento cultural, social y político mundial que, en gran medida, viene estimulando la promulgación de leyes e iniciativas gubernamentales de protección al medio ambiente y respaldando a los movimientos ambientalistas grupales e independientes.

Parece que se está logrando. Además de lo que puedan venir haciendo los gobiernos, las organizaciones no gubernamentales y las familias y las personas a título individual, se están dando decisiones de carácter global, como un reciente acuerdo logrado en la denominada Cumbre del Clima de París –liderada por una costarricense- en que se definen los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Prescindir de la corriente eléctrica y, luego, enviar el mensaje por las redes sociales.

Prescindir de la corriente eléctrica y, luego, enviar el mensaje por las redes sociales.

Esta noche, para cuando se vayan apagando las luces del Empire State, primero, y el aeropuerto de Los Ángeles, después, y tantos edificios y residencias en todo el Nuevo Continente, Pérez Zeledón podrá sumarse al movimiento más grande que se viene dando en el Planeta.

Las luces y el televisor apagados durante una hora quizás repercutan poco en aliviar el dolor que está sufriendo la Madre Tierra, pero una foto de familia en la penumbra o de un pequeño grupo alumbrándose con candelas , publicadas en las redes sociales, quizás tengan un gran significado en este esfuerzo total por conservar la existencia.


19 Marzo, 2016

Anúnciate Gratis