Los agricultores advierten que están perdiendo la paciencia

Upiav-productores agrícolas

Carlos L Monge B
prensa@perezzeledon.net

En tanto que las leyes y los tratados son claros en prohibir el dumping, por tratarse de una perversa práctica comercial, los productores de granos básicos de la Región Brunca denuncian que las condiciones que se están dando en Costa Rica los está induciendo a vender por debajo de los costos de producción.

Esta vez, los productores de granos básicos denuncian que los están condicionando a que vendan por debajo de los costos de producción.

Esta vez, los productores de granos básicos denuncian que los están condicionando a que vendan por debajo de los costos de producción.

Se sienten acorralados. No han podido vender un pucho de maíz que en cifras es insignificante (15 mil quintales, en relación con trece millones de toneladas que se consumen anualmente en Costa Rica) pero que tiene fuertes repercusiones sociales y prácticas, denunciaron ayer -9 de octubre de 2015- durante una conferencia de prensa que se celebró en la sede de la Unión de Productores Independientes y Actividades Varias (Upiav).

Denuncian que, por un lado, la industria no quiere pagarles los 14 mil colones que necesitan para salir con una ínfima ganancia (pues los costos de producción de un quintal de maíz son de 12 mil colones por quintal) y, por otro, necesitan desocupar las bodegas porque, en el término de un mes las necesitarán para almacenar la próxima cosecha de frijoles.

Los agricultores tienen las bodegas ocupadas con maíz y ya se les viene la cosecha de frijoles.

Los agricultores tienen las bodegas ocupadas con maíz y ya se les viene la cosecha de frijoles.

A tales inconvenientes se suma el esquilmo, una contradicción típica del obscurantismo extendida a la época colonial: el 80 por ciento de los productores de granos básicos trabaja en tierras alquiladas, por las que debe entregar la cuarta parte de la cosecha.

El Gobierno, mientras tanto, ha mantenido una actitud de observador –“una falta de gestión”, en palabras de Luis Román Chacón, secretario general de la Upiav- a pesar de las diversas reuniones que han sostenido los agricultores con el Ministro y el Viceministro de Agricultura y Ganadería, el Ministro de Economía, el presidente ejecutivo del Consejo Nacional de Producción y diputados a la Asamblea Legislativa.

Esta recurrente situación dramática que están viviendo los agricultores  (sistemática, en el caso específico del alquiler de tierras, que encarece en un 25% los costos de producción) llevó a los dirigentes de las cinco asociaciones de productores de granos básicos de Pérez Zeledón y Buenos Aires, que de alguna forma también son competidores entre sí, a unir fuerzas con la Upiav, para adoptar medidas de presión.

En el documento se da tiempo al jueves, para que el Gobierno interceda ante los industriales.

En el documento se da tiempo al jueves, para que el Gobierno interceda ante los industriales.

Ayer mismo suscribieron un documento dirigido a las altas autoridades gubernamentales, en que piden una gestión inmediata, ante los industriales, antes de que finalice el día jueves (12 de noviembre) de la presente semana. De otra manera, todos juntos van recurrir otras vías, para hacerse sentir.

“No queremos llegar a esos términos”, pero el Gobierno suele responder que “no se puede”, aunque sí soluciona las cosas en tres días, cuando se le exige, dijo Freddy Morera, presidente de una de las organizaciones.

En este caso, en específico, se está tratando el tema relacionado con la colocación del maíz; pero el de los alquileres de tierras “se va a tratar fuertemente” en el Foro Mixto Nacional, conformado por representantes de las instituciones públicas y de los productores, según expuso Luis Román Chacón.


10 noviembre, 2015

Anúnciate Gratis