Entusiasta concurso de papalotes, pero sin el aliento municipal

Concurso de papalotes 2015.

Carlos L Monge B
prensa@perezzeledon.net

M
ás de un millar de personas participó en las actividades relacionadas con el Concurso de Papalotes, que se celebró a lo largo del domingo -15 de marzo de 2015- en la cancha de futbol del barrio Sinaí, con lo cual se logró y aún superó las expectativas por las que habían trabajado los organizadores.

Los niños la pasaron de maravilla.

Los niños la pasaron de maravilla.

Se volvió a ver la presencia de decenas de adultos, muchachos y niños –hombres y mujeres- que fueron participando en el concurso, realizado por categorías de edad. Y los ganadores de cada etapa recibieron un premio, gracias al apoyo del sector empresarial generaleño, no así de la Municipalidad de Pérez Zeledón.

Los organizadores del evento –la Asociación de Desarrollo del Barrio Sinaí y de la fundación Codepaz- habían presentado una solicitud para que la Municipalidad declarara el concurso de papalotes como una actividad de interés cultural y para que les dieran un aporte económico para comprar premios.

Es un día de unión familiar, en un evento de plácido entretenimiento.

Es un día de unión familiar, en un evento de plácido entretenimiento.

Y aunque hubo toda una cascada de elogios y promesas de respaldo a la actividad, durante la sesión ordinaria del tres de febrero de 2015, no hubo declaratoria ni tampoco aporte económico. La solicitud de los organizadores fue enviada a conocimiento de la Comisión de Cultura y ahí quedó; y la posibilidad de brindarles soporte económico topó con limitaciones en la Administración Municipal, por razones de índole legal y reglamentaria.

Pero el concurso de papalotes volvió a convertir la denominada “Plaza Roja” (por el color de la tierra) en el escenario de todo un evento. A los papalotes, que llenaron el cielo de colores, diseños, tamaños y habilidades y el terreno de entusiastas concursantes, se unieron otras dos organizaciones sociales, que están siempre dispuestas a ayudar a las comunidades que luchan por su desarrollo: “Los Cuervos” (motociclistas, con máquinas de alta cilindrada) y los dueños de vehículos antiguos de marcas japonesas.

Los Cuervos estuvieron presentes el concurso.

Los Cuervos estuvieron presentes el concurso.

También: payasos que logran involucrar a los niños en actividades alegres y edificantes; ventas de cachivaches, comidas y artesanías; el apoyo de un grupo de Guías y Scouts; el respaldo de Institto Costarricense de Electricidad (ICE) y decenas de familias que se congregan bajo las arboledas a pasar un día de sano entretenimiento. Todo, para unir a las familias y recaudar dinero para obras de bien comunal.

Además de la declaratoria –que serviría de respaldo a los organizadores del concurso para justificar una solicitud en el mismo sentido, al Ministerio de Cultura, Juventud y Deportes- los organizadores del evento solicitaron a la Municipalidad una ayuda para premiar a los ganadores del próximo concurso.

La actividad del domingo fue la XVIII edición del Concurso de Papalotes. Los organizadores hubieran querido contar con la declaratoria de interés cultural de la Municipalidad, para incluir su respaldo a una posterior solicitud al Ministerio de Cultura, para que al evento se le declare de interés nacional.


17 Marzo, 2015

Anúnciate Gratis