Encuentro histórico entre ajedrecistas

"Que nunca abandonen el deporte y las buenas costumbres".

Carlos Monge
prensa@perezzeledon.net

C
incuenta jóvenes y niños ajedrecistas tuvieron hoy un histórico encuentro con los pioneros que pusieron el nombre de Pérez Zeledón, en letras de oro, en los campeonatos estudiantiles y nacionales de los años 80 y principios de los 90.

El encuentro de hoy, domingo 28 de junio de 2013, se efectuó en la plazoleta del frente de la catedral de San Isidro de El General, por iniciativa del Grupo Babel y el Comité Cantonal de Deportes de Pérez Zeledón. Es una forma de reconocimiento a estos nóveles ajedrecistas que están alcanzando renombre dentro y fuera de las fronteras nacionales.

Jugada de inauguración.

Jugada de inauguración.

Una manifestación de orgullo, un reconocimiento por su dedicación a un deporte que realza el intelecto, una felicitación por los triunfos que han ido alcanzando y un llamado para que nunca se alejen del deporte, el estudio y las buenas costumbres, de parte de Edgar Oviedo, uno de los promotores de la actividad.

Y a jugar, no sin antes desarrollar el breve acto protocolario de inicio de las competencias, con dos movidas iniciales en un ajedrez gigante, entre Edgar Oviedo padre y uno de los ajedrecistas de la Escuela Las Lagunas que formó parte del equipo que representó a Costa Rica en los  juegos del Concejo del Istmo Centroamericano del Deporte y la Recreación (Codicader) celebrado en el presente mes de julio en Panamá.

Primero partidas simultáneas, más bien de exhibición, en que cada jugador experimentado se enfrentó a un grupo de niños y jóvenes de manera simultánea; y después las partidas individuales propiamente competitivas.

Edgar Oviedo. Cada ajedrecista recibió una medalla.

Edgar Oviedo. Cada ajedrecista recibió una medalla.

La experiencia será única para los nacientes ajedrecistas, porque tuvieron la oportunidad de enfrentarse a Edgar Oviedo, el maestro que enseñó a sus hijos a jugar el edificante deporte y que, a la postre, desencadenó una etapa dorada del ajedrez, en Pérez Zeledón.

Uno de los Oviedo, Esteban, contaba a los nuevos jugadores de cuando, estando en la Escuela Doce de Marzo de 1948, se comenzó a formar un pequeño grupo de ajedrecistas que les permitió participar con éxito en los Juegos Estudiantiles de San Ramón. Bronce, en la primera salida.

Luego, recordaba Esteban, al grupo de la Doce se fueron integrando otros niños de la Pedro Pérez Zeledón, hasta formar un grupo ganador que participó en diversas competencias. Y el período más verdaderamente sorprendente, cuando en el Colegio Científico de Pérez Zeledón, pequeñito y de cuya existencia apenas se sabía, llegó a Naranjo a quedarse con el oro. Fue, dicho sea literalmente, una época dorada.

Esteban Oviedo, de enorme trayectoria en el ajedrez.

Esteban Oviedo, de enorme trayectoria en el ajedrez.

Luego, todos esos escolares y luego colegiales se desplazaron al Valle Central, a estudiar en la Universidad de Costa Rica y el Instituto Tecnológico de Costa Rica, y la práctica de ajedrez quedó fuera de competencias, hasta que apareció Fernando Solano, el profesor que revitalizó hasta niveles apenas imaginables la práctica de ese deporte en Pérez Zeledón.

Lo recuerda Esteban: hace unos años me pidió ayuda, porque quería enseñarles ajedrez a un grupo de niñas de Santa Lucía de Pejibaye. Nos fuimos en moto; yo iba en el asiento de atrás, con la caja de las fichas debajo del brazo…

Entre ellas había una niña, muy humilde, que por méritos se vio compitiendo en el Colegio Humboldt, entre hijos de presidentes y ministros. Les ganó el oro.

Desde entonces se ha visto a Fernando Solano trabajando con los niños, ahora de la Escuela Las Laguna y el Liceo Fernando Volio y de otros centros educativos del distrito Daniel Flores, en la formación de una cantera de la que ya hay campeones y campeonas nacionales y campeonas centroamericanas.
 


28 julio, 2013

Anúnciate Gratis