Cocorí ahora emprende lucha por colegio técnico e industrias

Los rostros de la batalla. Ayer entregaron la dirección de la Asociación de Desarrollo de Lomas de Cocorí.

Carlos Monge
prensa@perezzeledon.net

E
l cambio radical y, si se quiere, repentino, de Lomas de Cocorí, es asombroso. Debe haber en Costa Rica mil barrios y hasta pequeños pueblos con la categoría de ciudad que envidian las calles asfaltadas, las cunetas, los accesos a las viviendas, los canales de aguas llovidas… que se aprecian en Cocorí.

Y sin embargo, Cocorí, como la inmensa mayoría de los barrios de Pérez Zeledón, es un dormitorio para la gente que trabaja en las áreas urbanas de San Isidro y Daniel Flores. En el barrio no hay fuentes de trabajo, algo que escasea en el resto del cantón.

Pero, a diferencia de otras comunidades, la de Cocorí se plantea el reto de iniciar un proyecto de generación de empleo y riqueza, rompiendo la barrera político partidista solapada que les niega la posibilidad de contar con un colegio técnico profesional e instalándole, al otro lado de la calle, un área industrial donde encuentren trabajo los muchachos que se vayan graduando.

Esta es una idea que ya venían fraguando los miembros de la Junta Directiva de la Asociación de Desarrollo de Lomas de Cocorí salientes y que están tomando, a como viene, los nuevos directivos nombrados anoche, 17 de febrero de 2013, en asamblea general de asociados.

Lomas de Cocorí es un barrio situado a tres kilómetros al sureste de San Isidro de El General, que se ha convertido en protagonista de acontecimientos relevantes para el cantón de Pérez Zeledón. Tuvo que sufrir la vecindad del depósito de basura proveniente del sector urbano durante más de tres décadas, por atrasos en la Administración municipal,  y la dilación antojadizo de un proyecto de mejoras de su infraestructura.

Una larga batalla

Para exigir el inicio del proyecto, en el 2011 los vecinos bloquearon el acceso de los camiones recolectores de la Municipalidad al basurero, con lo cual generaron una reacción de la Alcaldía –por entonces a cargo de Luis Mendieta- que fue repudiada por la comunidad generaleña. Un contingente de la policía los desalojó, a fuerza de gas lacrimógeno, y precipitó la caída del Alcalde, que fue destituido en plebiscito celebrado en diciembre de ese mismo año.

El final de la tarde y el inicio de la noche de ayer, en que terminó el período para el que fue nombrada la Junta Directiva que personificó la lucha entre la Alcaldía y un sector de la población de Pérez Zeledón,  fueron propicios para recordar los acontecimientos amargos y otorgar reconocimientos a las empresas, instituciones y personas que la acompañaron en la lucha.

Placa de reconocimiento para Alexander Mora, porque siendo diputado, en 2008 consiguió el financiamiento (más de dos mil millones de colones) para el proyecto “bono de vivienda”, como se ha dado en conocer a los trabajos de mejora para Cocorí; placa para el Concejo y la Alcaldesa de Pérez Zeledón y placa para cada uno de los corresponsales de prensa y empresas periodísticas locales que tuvieron al pueblo informado sobre los acontecimientos que culminaron con el cierre del vertedero de basura y la dignificación del barrio. Entre ellos, perezzeledón.net.

Anoche fueron nombrados los nuevos miembros de la Junta Directiva: Gilberto Mora Fonseca (presidente), Carmen Mora Naranjo (vice presidenta), Merlin Herrera (tesorera), Tatiana Elizondo (secretaria), Fernando León (fiscal), David Vargas (primer vocal), Irma Arias (segunda vocal) y Rafael Mora (tercer vocal).

Los nuevos directivos se plantean objetivos específicos: respaldar los esfuerzos que se realicen en las altas esferas políticas para la instalación de un colegio técnico y plantas industriales, además de la ampliación del aeropuerto de San Isidro y gestionar un plan de vivienda.
 


18 Febrero, 2013

Anúnciate Gratis